noticias |

900 CC, el twin más potente de la serie F de BMW

Históricamente BMW confió en propulsores bicilindricos para impulsar a gran parte de sus motos, muchas de ellas, referentes en su categoría. Con el nuevo 900 de la serie F, alcanza una nueva dimensión.

portada 1

Hablar de BMW es pensar de inmediato en motos bicilíndricas. Con esta configuración nació el primer modelo de su historia, la R32 de 1923, incluyendo la carismática transmisión final por cardan. Hoy día, casi un siglo después, la marca alemana sigue haciendo valer esta estructura motriz como máximo emblema frente a su competencia. Iconos como la BMW R 1250 GS y el resto de la saga R 1250 así lo demuestran, con un nivel de ventas siempre en lo más alto de sus respectivas categorías.

Pero BMW no se ha restringido únicamente a la estructura de motor de dos cilindros. A lo largo de su extensa trayectoria han desarrollado también alternativas de uno, tres, cuatro y seis cilindros. En la actualidad, permanecen en su catálogo las versiones de un cilindro (serie G), dos (series R y F), cuatro (serie S) y seis (serie K).

BMW F900R 2020 001

Que sea la familia de dos cilindros la única que dispone de dos variantes (bóxer y paralelo) reafirma la importancia de esta solución en la marca alemana. En 2020 nos encontramos con un paso más allá en esta estrategia con el lanzamiento de la serie F 900.

La F 900 R es la primera BMW naked en incorporar la última evolución del motor de dos cilindros en línea de la firma bávara. Es el de mayor cilindrada de su historia con esta configuración, una serie que se inició con las F 800 S y F 800 ST en 2006 de 798 cc (82×75,6 mm) y que dio el relevo a la gama F 750/850 de 2018, versiones que exhibían una capacidad de 853 cc al aumentar tanto la cota interna de diámetro como la de carrera (84×77 mm). En 2020 nacen las versiones 900, con una cilindrada de 895 cc tras aumentar la cota de diámetro hasta los 86 mm, dejando invariada la de carrera en 77mm.

2019110612060177164

CÓMO ES EL MOTOR DE LA BMW F 900 R

El objetivo primordial de los cambios introducidos en el propulsor de la BMW F 900 R ha sido obtener un nivel de prestaciones y rendimiento aún más elevado que la edición anterior. Se ha incrementado la potencia máxima desde los 95 CV anteriores a 105 CV a 8.500 rpm, mientras que el par máximo se mantiene en 92 Nm, pero su curva se extiende en un rango más amplio de rpm.

En su interior encontramos nuevas culatas y pistones ahora forjados (antes obtenidos mediante fundición). La distribución es tipo DOHC con dos árboles de levas en cabeza accionados mediante correa para actuar sobre sus ocho válvulas. Y su relación de compresión se cifra en 13,1:1. Dispone de cigüeñal con un muñón desplazado en 90º y un orden de encendido de 270/450º. Esto genera un sonido muy especial que se suma a las condiciones más dinámicas y “juveniles” de la BMW F 900 R.

Essai BMW F900R 2020 8

Para reducir vibraciones incluye dos ejes de equilibrado opuestos. En cuanto a su lubricación interior, recurre a un sistema de cárter seco que no precisa de un depósito de aceite de motor independiente. A destacar la incorporación de un embrague deslizante para evitar el bloqueo de la rueda trasera en fuertes reducciones, además de suavizar el accionamiento de la palanca de embrague para un uso más cómodo tanto en ciudad como en ruta (en ambos casos facilitado con la instalación opcional del cambio semiautomático “quickshifter” bidireccional –subir y bajar marchas-).

En su equipamiento opcional sobresale el primer sistema de control de freno motor de su categoría. Denominado MSR, cuando su centralita electrónica detecta la proximidad de un bloqueo de la rueda trasera en retenciones o reducciones bruscas, el embrague se abre y el motor responde de modo específico para evitar este crítico momento.

unnamed 1

Todas estas novedades en términos de motor en la nueva BMW F 900 R se acompañan de una amplísima variedad de soluciones electrónicas tanto de ayuda a la conducción como para incrementar las sensaciones dinámicas. Las alternativas de respuesta de motor de serie Road y Rain, las opcionales Dynamic y Dynamic Pro, el sistema antideslizamiento de la rueda trasera ASC o el control de tracción opcional DCT son solo algunas de las tecnologías que hacen de la BMW F 900 R una referencia en seguridad y diversión en su segmento.

Dejanos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *