noticias |

El día que Messi incendió una moto y cuándo Marc Márquez lo invitó a correr en su equipo

Como casi todos, el mejor jugador del mundo también cuenta con anécdotas del mundo de las dos ruedas. Conocé las historias de Lionel Messi.

Lionel Messi se encuentra dando funciones de alto vuelo en el Mundial de Qatar 2022. Es muy probable que éstas se traten de las últimas del mejor jugador del mundo en este tipo de citas. Entre tanto disfrute, en La Moto nos encontramos con que el 10 también tiene su glosario de anécdotas con vehículos de dos ruedas. Y si bien sabemos que los futbolistas, por contrato, muchas veces tienen prohibido montarse en una Honda, Yamaha, Ducati o cualquier monstruo que podrían tener si quisieran, algunos de ellos, aunque sea de manera oculta, tienen historias relacionadas a nuestro nicho.

Te puede interesar
Honda Hornet CBR750R: ¿carenada y aerodinámica?

Messi y las motos

El día que Messi incendió una moto

Corría el año 2011, una de las temporadas de mejor cosecha para el famoso Barcelona de Guardiola en el que Messi se destacaba más que todos. De hecho, ese fue uno de los años en que el equipo culé ganó la Champions League.

La historia cuenta que un utilero del plantel, muy querido por el jugador argentino, solía llegar a los entrenamientos en un viejo ciclomotor que hacía demasiado ruido (¿sería una Vespa Primavera o alguna europea del estilo?). Según se dice, el crack y Gerard Piqué (otro famoso por bromista) le advirtieron que si seguía molestándolos con el escape del vehículo se la incendiarían.

Messi y las motos

Claro, el hombre no los creyó capaces hasta que un buen día, el rosarino y el catalán introdujeron la vieja motito en un contenedor y la prendieron fuego. ¡Ojo! El cuento tiene final feliz: al día siguiente, ambos jugadores le regalaron una unidad último modelo al empleado del club, que ahora no le rompía los tímpanos a nadie y podía disfrutar de una cero kilómetro.

Te puede interesar
Nueva Honda CBR250RR 2023: ¿pelea con la Kawasaki Ninja o se queda en el intento?

En 2020, Honda y Márc Márquez invitaron a correr a Messi

Un año antes de que Messi abandonara el Barcelona para desembarcar en el PSG, Leo tuvo un intento fallido para salir del club blaugrana. Fue cuando envió un telegrama en el que manifestaba su deseo de cambiar de aire, algo que finalmente no sucedió hasta 2021. Sin embargo, aquella vez las redes explotaron de memes con la cara de Messi vestido con diferentes uniformes de equipos del mundo de todo tipo. Por supuesto no faltaron las bromas y Honda fue una de las marcas que estuvo rápida para soltar una estrategia de marketing.

Por aquellos días, Marc Márquez atravesaba la recuperación de una de las tantas lesiones que lo aquejaron en los últimos años. Entonces, a través de un tweet en su cuenta de competición @HRC_MotoGP, el equipo hizo su propia edición para vestir a Messi con los colores de la escuadra. Inmediatamente, Márquez le dio retweet y escribió: “Repsol Honda Team ha encontrado un buen sustituto mientras me recupero de la lesión. Cuida mi Hondita bien, D10S”. Sabido es que el piloto es fanático de Lionel.

Te puede interesar
La locura de Honda: ¿piloto automático en motos?

Más de Messi y las motos

Existen otras historias cortas que relacionan a Messi con las motos. Una de ellas fue una simple frase, pero cargada de un contenido que es un denominador común para los que nos desplazamos en dos ruedas: los robos. Allá por 2018, su frase “duele que en la Argentina te maten por una moto” se transformó en viral. Hoy, a más de cuatro años, el tema está más grave que nunca. De hecho hemos hecho hincapié en ello muchas veces en los últimos meses.

Te puede interesar
CFMoto ya prueba a su deportiva: ¿cuando llega la SR C21?

Messi y las motos

Lo cierto es que, por ahora (y por suerte), seguiremos disfrutando a Leo Messi dentro de una cancha de fútbol. Tal vez cuando esa etapa termine (ojalá que falten muchos años) lo podamos ver montando una naked o, por qué no, una deportiva como la que le ofreció Marc Márquez. ¿Y una trail en un viaje? También es posible. Seguramente, talento para manejar una moto es lo que le sobra.