noticias |

Si Ford fabricara motos, serían así: ¿Te imaginas un Mustang o GT de dos ruedas?

Nada de IA. Esta vez fue Kar Lee quien diseñó lo que serían las Ford Mustang y GT hechas motos superdeportivas y los resultados son geniales.

Kar Lee es un famoso diseñador, conocido también por su estudio Kardesign. Además de trabajar con las principales marcas de motos y autos del mundo, muchas veces nos sorprende con conceptos como estas superdeportivas de Ford basadas en los icónicos Mustang y GT, los dos coches más deportivos del óvalo azul. La historia automotor marca que la tradición deportiva de Ford es inmensa y, además de sus autos, podría competir con Ferrari hasta en motos. Ya verán por qué.

Hablar de Mustang y GT es directamente mencionar coches que muchos de nosotros hemos soñado con tener, tanto por sus reconocibles diseños como por sus impresionantes características técnicas que los hacen auténticas bestias de cautro ruedas. Si los autos tienen esa reputación (y ese precio, vale decir), imagina cómo serían dos motos superdeportivas de Ford basadas en estos íconos. Gracias a Kardesign, tenemos la respuesta y es increíble.

Te puede interesar
Nueva Honda CBR1000RR 2020 ¡con alerones!

Ford Mustang Coyote 1000 Kardesign

En primer lugar, KL nos muestra a Ford Coyote, la superdeportiva creada en base al Mustang. A simple vista, esta moto transmite potencia y velocidad a través de su carenado filoso, colín bien definido y un frente agresivo, comandado por el doble faro LED y la cúpula aerodinámica. No faltan detalles como las pinzas Brembo de freno, las barras de la horquilla con recubrimiento azul al igual que el clásico óvalo de Ford en el tanque de combustible. Desde ya, el esquema de colores blanco-azul se inspira en el Mustang Shelby.

Te puede interesar
Las 7 motos de 200 CV que llegan en 2020

Este diseño contaría con un claro aspecto supersport, brindado por el asiento monoplaza, la presencia de semimanillares y notorios pedalines retrasados que harían de la postura del piloto una posición extremadamente adelantada. Además, la toma de aire delantera hace imaginar un tetracilíndrico en línea con potencia de sobra y un rugido especial que enamoraría a cualquiera. Simplemente, una obra de arte.

Ford GT 10 Kardesign

revista lamoto digital

Pero esta historia no termina acá, y la publicación cuenta con una hermanita más que especial. Si el Ford GT es deportividad en su máximo esplendor, la Ford GT 10 de dos ruedas sería sinónimo de clase y exclusividad. En este caso los detalles son varios y los ojos no saben dónde ir: el faro circular full LED, los espejos retrovisores iguales a los del coche, el asiento plano y colín tipo café o el monumental bicilíndrico en V que daría un carácter especial a este modelo. Esta neo sport cafe con rueda trasera bien ancha y esquema de colores celeste-naranja es sencillamente hermosa.

Te puede interesar
Así es la deportiva de 600 cc de Benelli

Está claro que Ford no fabrica motos y de hacerlo seguramente serían muy exitosas, pero comenzamos esta entrada hablando de una posibble rivalidad con Ferrari en dos ruedas ya que, en el caso de la italiana sí hubo una incorsión en la industria de motos: la Ferrari Testarossa. Su historia se remonta a la décadas de 1940 y 1950, cuando Enzo Ferrari, fundador del cavallino rampantecomenzó a fantasear con la idea de crear una moto que llevara el emblema de Ferrari.

Ferrari Testarossa

Por aquellas épocas, en Italia reinaba MV Agusta como fabricante de motos deportivas, y fue así como se llevó la atención de la firma de autos. Sin embargo, no fue hasta la década de 1990 cuando Ferrari finalmente presentó oficialmente su primera -y única- moto al mundo. La Ferrari Testarossa es un verdadero ejemplo de ingeniería y diseño italiano. Cada detalle ha sido cuidadosamente diseñado y fabricado para ofrecer un rendimiento excepcional y una experiencia de conducción única. La moto cuenta con un chasis ligero y aerodinámico, combinado con componentes de alta calidad y tecnología de vanguardia.