noticias |

Rossi ve “cosas buenas” en el prototipo 2020

Si había un piloto especialmente interesado en comenzar ya a trabajar en 2020, es Valentino Rossi. El italiano lleva años pidiendo a Yamaha anticipar el comienzo del curso, y en Brno ha tenido una primera versión de la próxima M1, con la que pudo empezar a rodar, además de hacerlo también con su actual máquina.

Ha sido un buen día y un buen test, porque hemos trabajado mucho y hemos encontrado algo bueno”, afirma Rossi. “También hemos probado el prototipo de la nueva moto, pero sinceramente no hay muchos cambios, es un motor distinto y una configuración ligeramente distinta del chasis. Pero son solo los primeros toques, y lo que tenemos ya es bueno”, matiza.

Tras eso hemos trabajado más con la moto estándar 2019. Algunas cosas del prototipo 2020 son buenas, otras hay que volver a probarlas en Misano. Es de esperar porque es solo una prueba, y quizá tengamos algo más en los próximos test, más adelante”, conviene el italiano.

Por el contrario, Maverick Viñales se ha centrado en la moto de 2019, concretamente en mejorar las sensaciones que tuvo en carrera, donde finalizó décimo. “Por suerte, esta mañana el agarre en pista era muy bajo, lo que nos ha ayudado a trabajar duro y hemos encontrado un modo de ser mejores”, asegura, rebajando la euforia: “Pero los test siempre son buenos para nosotros, así que no es nada nuevo. Seguiremos intentando mantener la calma y concentrarnos en Austria”.

Sobre la versión de 2020 no ha dicho mucho: “Probé el prototipo unas pocas vueltas, pero preferí concentrarme en mejorar mi moto de 2019 para Austria. Las vueltas con la moto 2020 fueron buenas, con buenos tiempos de vuelta, así que veremos en el próximo test”, sentencia el español.

En cuanto a Fabio Quartararo, piloto más rápido del test, destacaba lo productivo del día, donde pudo probar “muchas cosas, incluyendo algunos elementos para este fin de semana en Austria”. El francés recalca que en un test siempre hay puntos positivos y negativos, pero que en general ha sido útil: “Hemos probado la horquilla de carbono y la moto se sentía más ligera, hemos probado algunos neumáticos nuevos de Michelin y algunos ajustes electrónicos que el equipo quería probar”, explica el piloto galo.

Su compañero, Franco Morbidelli, también hizo pruebas en la electrónica y cree que han conseguido mejorar el paquete, pero que tendrá que corroborarlo en Austria. “He trabajado con el freno de pulgar por primera vez y la sensación inicial fue buena, pero me llevará tiempo acostumbrarme”, concede el italiano, feliz por terminar en el top 3 del test.

Dejanos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También podría interesarte: