noticias |

¿Cuál es la mejor moto de enduro de los ’90?

Esa década marco una era dorada en el segmento enduro y hoy muchos de esos vehículos siguen siendo los preferidos de varios.

Pocas eras doradas pueden compararse con la que vivieron las motos de enduro japonesas en la primera mitad de los años ’90. Conocidas como las 4 samurái, Honda, Suzuki, Kawasaki y Yamaha (tal vez en ese orden de jerarquía viendo el resultado final) se midieron en una guerra del segmento que nos entregó una cantidad de vehículos inolvidables.

Motos Enduro '90

Tanto que aún hoy, ya convertidos en clásicos, son tan buscados como elegidos para el off road y la calle. Tal vez sea por eso (y por el valor de ser productos 100% made in Japón) que sus precios ronden los mismos números que una 0km. ¿Dónde y cómo comenzó está historia? ¿Qué modelos triunfaron?

Te puede interesar
¿Se viene la Yamaha Ténéré 700 GYTR?

Los modelos principales de las enduro de los ‘90

Honda dio la nota y a mediados de la década del ’80 lanzó una saga que aún hoy se mantiene vigente: las XR. Las de la primera parte de la década del ’90, al menos como imagen, son el mayor ícono del enduro. Blancas, con sus vivos rojos y azules y sus motores RFVC (de 4 válvulas y cámara de combustión radial, monocilíndricos) abordaron una enorme gama de cilindradas a lo largo de la época. Desde los 80cc (una pintoresca y ágil moto para la iniciación en la arena) hasta un monstruo como la 600cc, uno de los íconos más buscados.

Te puede interesar
Kawasaki revoluciona el mercado: ¡nueva moto nacional!

Motos Enduro '90

La 250cc (precuela de lo que hoy es la Tornado) se mostró como la más equilibrada, con un sonido único y gran producción en serie. La marca separó entra las legalizadas para el asfalto y las pura sangre con una letra: L (doble propósito) y R (off road). Las diferencias radicaban en el tamaño del faro delantero, los guiños, la relación de caja y leves ajustes de carburación.

Suzuki se puso a la par con sus fantásticas DR, que también oscilaron entre una gran cantidad de cilindradas e incluso encontraron una especie de híbrida entre trail y enduro en la 650. Sin dudas, la figurita difícil de esta serie fue la 350cc, con una relación peso/potencia capaz de competir tanto con la 250 como con la 600 de Honda por la conjunción de rendimientos que encontró entre esos dos modelos. Estas motos también montaron un monocilíndrico de dos válvulas y árbol de levas a la cabeza con una potencia repartida en una transmisión de 6 velocidades. La amarilla (netamente de enduro) y la azul (híbrida) se transformaron en uno de los símbolos que más se buscan, incluso en la actualidad.

Te puede interesar
El engaño de Suzuki: ¿nuevo motor para nuevo modelo?

Motos Enduro '90

Kawasaki, por su parte, eligió un diseño de motor algo más complejo para sus KLR. Con estructuras similares a las otras niponas, llevó motores monocilíndricos de doble árbol de levas a la cabeza, refrigerados por agua (las otras lo hacían por aire) y con transmisión de 6 velocidades. El abanico de modelos llegó hasta la 650 (pasando por una 600 simplemente endurera), una definidísima trail que contó con dos versiones (la primera y la Tengai) diseñada inicialmente para competir con la Transalp de Honda.

Te puede interesar
Husqvarna Argentina suma un nuevo modelo de producción nacional: ¿de qué se trata?

Incluso hoy continúa con esa denominación. Sin embargo, en este caso también fue la de 250cc la que se transformó en un caballito de batalla. Cabe destacar que Kawa también fabricó otros modelos de la familia del segmento por aquellos días: las KLX o KLE, por nombrar algunas series quizá más orientadas al motocross, también lograron instalarse en la memoria, aunque las KLR fueron las elegidas directamente como las rivales de sus coterráneas.

Te puede interesar
RVM Tekken 500

Motos Enduro '90

Yamaha, obviamente, también aportó su granito de arena (nunca mejor dicho) con sus XT, una serie con la que fue pionera, ya que la arrancó en los años ’70. Como Kawasaki, también tuvo otros modelos del segmento. La que más se recuerda puntualmente de las XT es la de 600cc, una secuela de la Teneré de los años ’80. La 350cc fue la otra que tuvo un relativo éxito y contaba con un monocilíndrico de 4 válvulas y doble árbol de levas a la cabeza, pero a diferencia de las Kawasaki, iba refrigerado por aire. La desventaja que tenía en relación a sus competidoras de Suzuki y Honda de cilindradas parecidas es que sus 150 kilogramos la hacían más pesada.

Motos Enduro '90

Te puede interesar
La Honda Transalp 750 ya realiza pruebas: así es la nueva trail japonesa

Entonces, ¿cuál es la mejor enduro de los ’90?

Al día de hoy, todas son motos (la mayoría con arranque a patada) que se siguen buscando y comercializando (la Argentina se plagó de ellas en aquella época), ya que los repuestos no escasean y la confiabilidad del importado de Japón siempre llama. No, no sólo se buscan para tener en el garaje, tomarse un vino y mirarlas como los clásicos que son. También se las ve en los médanos, en la calle y en viajes ruteros pese a su escasa autonomía. Se transformaron en un símbolo difícil de igualar.

Motos Enduro '90

Por todo eso, cualquiera de ellas que tengas no merece objeción. Sí, ingresando en un plano más subjetivo, podemos elucubrar la teoría de que entre la XR 250 de Honda, la DR 350 de Suzuki y la XR600 también de Honda están las más exitosas y rendidoras. Y eso, por algo debe ser.