noticias |

Moto china, apariencia italiana y marca alemana: ¿qué sale de esta mezcla?

Te mostramos una moto que rompe con cualquier paradigma y hace una mezcla inédita: es china, con apariencia italiana y de marca alemana.

El Intermot de Alemania fue el centro de presentaciones importantes para el mundo de la moto, algunas más resonantes como el lanzamiento de la Honda Hornet 750 y otras más llamativas por ciertas características. Este último es el caso de la Zündapp ZXA Adventure 500.

Moto china, italiana y alemana

Esta moto nació de una mezcla un poco extraña, aunque prometedora: tiene sangre china, italiana y alemana, debido a su marca, procedencia y diseño. Un spoiler: la Ducati Multistrada está bien representada y sirvió como inspiración para este modelo.

Te puede interesar
BMW Motorrad inaugura un nuevo concesionario

La marca germana, Zundapp, fabrica este modelo en China en medio de la resurrección en la que vive desde 2017 ya que había cerrado sus puertas en 1984. Ahora, en medio de bicicletas y algunos scooters, desarrolló este modelo aventurero de media cilindrada.

Moto china, italiana y alemana

Al igual que la grandísima mayoría de la motos trail de estas cilindradas la ZXQ utiliza un motor bicilíndrico en paralelo, en este caso de 476 cc, refrigeración líquida, inyección electrónica, doble árbol de levas en cabeza, cuatro válvulas por cilindro y caja de cambios de seis velocidades. Según confiesa la marca, este bloque es capaz de producir 47,6 CV al máximo rendimiento.

También se conocieron otras características técnica como la altura del asiento, situada en 800mm, lo que la hace un modelo de altura promedio aunque más ameno para pilotos de talla media/alta. El peso, por su parte, arroja 196 kilos en la báscula -en seco, con u tanque de 18 litros- y realmente tiene una apariencia más pesada por lo que no está tan mal, sobre todo porque permite una carga máxima de 200 kilos encima.

Moto china, italiana y alemana

En cuanto a la parte ciclo, se supo que utiliza llantas de rayos cruzados de 17″ en ambos extremos, lo que confirma su tendencia meramente asfáltica, junto a la horquilla telescópica ajustable y frenos a disco con pinzas de frenos radiales en la rueda delantera, junto a un monoshock y otro disco en la rueda trasera. Por supuesto, los frenos están vigilados de cerca por el ABS de doble canal.

El equipamiento y su seguridad realmente está a la altura, con panel TFT de 5 pulgadas a todo color para el instrumental, junto a la iluminación full LED en todos sus faros. También tiene disponibles dos tomacorrientes -uno USB y otro 12V- para que ningún dispositivo se quede sin baterías y la pantalla parabrisas es completamente ajustable.

Te puede interesar
¿Qué hiciste, Suzuki? Crónica de una muerte anunciada

Moto china, italiana y alemana