Guerrero GR6 300

MARCA: Guerrero

MODELO: GR6 300

Tal como hizo con sus últimos lanzamientos, Guerrero apuesta en esta GR6 300 a un diseño imponente, una calidad percibida muy satisfactoria, una mecánica de intenciones deportivas y un precio sugerido sumamente atractivo para convertirse en una opción a tener en cuenta en el segmento vedette del momento.

A favor

Diseño y calidad general

Consumo/autonomía

Monoshock con bieletas

En contra

Posición pedalines piloto

Lectura del tablero

Sin horquilla invertida

CALIFICACIÓN
1
  • Seguridad
  • Vida a Bordo
  • Performance
  • Manejo
  • Performance
TOTAL

MARCA: Guerrero

MODELO: GR6 300

La GR6 300 es una de esas motos que por su porte parece más grande de lo que realmente es. Cualquier piloto será bien recibido, salvo los más altos que quizá la noten algo justita. La posición de manejo es agradable gracias a la curvatura del manillar, ya que los brazos lo encontrarán de manera natural. Algo más conflictiva resultó la posición elevada y retrasada de los pedalines, que nos obliga a una flexión de piernas que a la larga resulta cansadora para el día a día. El instrumental digital es conocido en otros modelos de igual origen, de caracteres algo pequeños, pero bien distribuido y retroiluminado en naranja.

La data ofrecida es completa y consta de lo siguiente: velocidad, tacómetro, nivel de combustible, indicador de marcha engranada, odómetro total/parcial y hora, siempre acompañado por los clásicos testigos luminosos. Los comandos en las piñas son de buen funcionamiento y de calidad acorde a la moto, con el tirador del cebador incluido en la piña izquierda. Igual observación para manijas y puños. Respecto a los espejos, no tuvimos problemas y pudimos regularlos fácilmente para obtener una adecuada visión.

Sus líneas derrochan deportividad y en general se trata de un producto con buenas terminaciones y acabados. Muy sport también resulta la paleta de colores disponibles, siempre con el “italianísimo” bastidor del tipo Trellis en un rojo bien llamativo. El grupo óptico frontal es del tipo superpuesto, halógeno con proyector y separado en mitades por la luz de posición led en forma de “H”. De igual tecnología son los intermitentes que se encuentran integrados (junto a otro juego de luces de posición) en las tapas laterales del tanque. Tapas que en este caso cumplen con la función de canalizar el aire fresco hacia el radiador de agua.

A modo estético, se incluyó una minúscula pantalla derivabrisas que no cumple ningún tipo de función, aspecto que no se reprocha en una naked. La horquilla hidráulica es convencional, tal vez una invertida hubiese estado más a tono con las intenciones de la moto. De todas formas, su desempeño no merece crítica.

VIDA A BORDO
1
  • Posicion de manejo
  • Asientos delanteros
  • Asientos traseros
  • Espacio interior
  • Capacidad de baúl